Non fu peccata minuta

de

Era mayo largo y en según qué sitios ya atravesábamos tardes en calzonas. Desvaneció la primavera, el aire ya no trotaba, y el Real Madrid tenía que levantarle la eliminatoria a una Vecchia… Sigue leyendo