Todo al azul

Como un estudioso del azar, un portugués de pelo canoso y cara de pocos amigos, espera que la ruleta gire hasta que llegue a su número. La apuesta es segura pues siempre ha sido un campeón. A su lado, un inglés, un francés y un chileno, aguardan su oportunidad en una de las partidas más excitantes que ha visto este casino anglosajón. No, no es un chiste, es la metáfora de lo que ocurre a día de hoy en el campeonato de fútbol más precioso de Europa: la Barclays Premier League. Tras 17 jornadas de máxima igualdad en la zona ‘top’ de la tabla clasificatoria, los verdaderos aspirantes a la corona comienzan a dilucidarse con claridad: Liverpool, Arsenal, Manchester City… y Chelsea. El club que maneja Roman Abravomich se sitúa cuarto, a tres puntos del líder pero con un partido menos. José Mourinho ha regresado al club de sus amores y la historia parece volver a darle la razón al binomio formado por el portugués y los ‘blues’.

Irregular está siendo hasta ahora la temporada del Chelsea, todo hay que decirlo. Capítulos sonrojantes como la eliminación de la Capital One Cup de manos del Sunderland (colista de la competición ligera), o la derrota europea ante el Basilea hacen que el pobre José no se esté llevando todos los elogios que acostumbra. Pero ojo, que Mou viene de pasar un año en blanco dirigiendo al Real Madrid y no parece probable que eso se repita si repasamos el historial de triunfos del genio de Setúbal.Tottenham Hotspur v ChelseaBarclays Premier League

La suplencia de Juan Mata es otro de los enigmas de la temporada en Stamford Bridge. El asturiano venía de ser elegido como mejor jugador del equipo por su propia afición en la temporada pasada, pero en esta se ha dado de bruces con el banquillo. Al igual que le pasó a Iker Casillas en el Real Madrid la temporada pasada, el icono de un club en el que entrena Mourinho no tiene el puesto asegurado, ni mucho menos. Es más, si se relaja, es el primero que verá el encuentro abrigado y sentado a su lado. Por otra parte la inexorable progresión de Eden Hazard y Óscar está siendo la mejor noticia para el equipo, a la vez que actores secundarios como Kevin De Bruyne o Willian saltan a la palestra para hacer muy buenas actuaciones en esa línea de tres cuartos que acusa una superpoblación de futbolistas.

Al contrario de lo que muchos pensaban, Fernando Torres está siendo el nueve de referencia del nuevo Chelsea, acumulando 15 apariciones de 22 partidos, siendo titular en 10 ocasiones. En otras palabras, es el delantero que más minutos juega en los ‘blue’. ‘The Kid’ atravesó una inoportuna lesión que lo ha mantenido alejado de los terrenos de juego, justo cuando marcaba dobletes en Champions y decidía el partido ante el Manchester City en el último suspiro. Si mantiene ese nivel, Fernando debe ir a Brasil acompañando a Álvaro Negredo y Diego Costa. Por el momento ha vuelto como se fue, anotando ante el Crystal Palace en la jornada pasada para meter a su equipo en la pomada.

Chelsea v Crystal Palace - Premier League

El partido de este lunes, ante el Arsenal en el Emirates Stadium, será la verdadera prueba de fuego para el nuevo Chelsea de ‘The Special One’. Con todo el crédito del mundo pase lo que pase, José sabe que gran parte de sus opciones de título pasan por vencer ese encuentro y dejar buenas sensaciones, porque eso es lo primordial: que el grupo crea que puede hacerlo. Algunos discutirán si ‘Mouriarty’ es un gran entrenador por su estilo de juego a veces rácano en exceso, pero lo que nadie puede negar es que es un psicólogo de diez. Cuando dijo que el Chelsea no era candidato a la Premier, quitó kilos de presión a sus jugadores al tiempo que les daba un motivo más para conseguir el triunfo final: demostrar que su entrenador se equivoca. Una victoria en el derbi de la capital dejaría la competición en un puño, y los blues tendrían una moral tremenda.

Londres debe elegir qué candidato es el más fuerte. En la citada Capital One Cup, ambos equipos realizaron un ensayo general de este partido con resultado de 0-2 para el Chelsea con goles de Mata y Azpilicueta. Los ‘gunners’ acumulan tres meses de liderato que pueden evadirse de un plumazo si Mourinho consigue hacer lo que mejor sabe: ganar.

Anuncios