Robin de los Bosques

PELLEGRINI_2013_14_EDITADO3Cuenta la leyenda que por los bosques de Sherwood se ocultaba un aventurero que, acompañado de su arco, daba lecciones de humildad a los ricos, les robaba sus pertenencias y las repartía entre los más desfavorecidos. Este forajido parece haber llevado su espíritu imperecedero a unas escasas 82 millas al noroeste, hasta Manchester. Allí se asoma cada quince días en el Etihad Stadium, para golear a los ricachones de Inglaterra y dejarse caer ante equipos de media tabla.

Los ‘light blue’ cuentan todos sus partidos de Premier en casa con victorias y goleadas: 26 goles a favor y 2 goles en contra en 6 encuentros. Un ratio de más de cuatro tantos anotados por partido, es decir, una brutalidad. Y esto ante equipos como el Manchester United (4-1), Tottenham (6-0), Everton (3-1) y Newcastle (4-0). Los conjuntos que se desplazan a la zona celeste de Manchester salen temblando y traumatizados por el baño recibido. Los de Pellegrini se muestran impasibles en su casa, mano dura, intensidad innegociable y ni un respiro concedido al contrario.

Sin embargo, la historia lejos del hogar suele ser más fría para los citizens. Cuatro derrotas, dos empates y una sola victoria con 10 goles en contra y ocho a favor. Quizás debido a estos pésimos guarismos, el City campa cuarto en la Premier League a 6 puntos del líder, el Arsenal de Özil, cuando por jugadores y entrenador debía estar aún más arriba.

NEGREDO&AGÜERO_EDITADO3

Según Pablo Zabaleta, esta diferencia puede ser un “problema de mentalidad”. Lo cierto es que no todo son noticias inquietantes para el equipo del gran lateral argentino. Álvaro Negredo ha irrumpido en la delantera celeste con una voracidad que hacía mucho que no se le veía al delantero vallecano. Gol tras gol, el ex sevillista se ha ganado al graderío del Etihad, a Pellegrini y al propio Del Bosque. Algunos de sus tantos son de una plasticidad y de una factura perfecta. Y por si esto fuera poco, a su lado juega un tal Sergio Agüero, que sabe bastante bien de qué va esto. El menudo argentino es el diablo que incendia defensas, vuelve locos a laterales y descoloca a guardametas. En palabras de Manuel Pellegrini: “Los mejores del mundo son Cristiano, Messi y Agüero“. Quizás no anda muy desencaminado el chileno.

Otro de los descubrimientos (para los citizens, porque los españoles lo conocíamos desde hace mucho), ha sido Jesús Navas. Destapada una faceta goleadora poco conocida, el sevillano está siendo un puñal brutal por la banda cada vez que Pellegrini le da la opción con conexiones letales junto a Álvaro Negredo, la última, la que dió el tercer gol del equipo ante el Viktoria Plsen. ‘El Ingeniero’ nunca ha sido muy de explotar las bandas, pero tras haber tenido a Joaquín en su plantel, decidió que quizás por ahí podría darle un impulso a sus conjuntos. Otro andaluz ha ratificado esa teoría.

Manchester City's Jesus Navas celebrates his second goal during their English Premier League soccer match against Tottenham Hotspur at the Etihad Stadium in Manchester

Quizás la noticia más espectacular es la vuelta de Nasri a los onces habituales del City, centrado y sin desentonar en la intensidad del equipo, el francés está volviendo poco a poco a un gran nivel, completando un cuarteto atacante que daría miedo a cualquiera. Por detrás de estas puntas de lanza, jugadores de talla mundial como David Silva o Yaya Touré, amén de las incorporaciones de Fernandinho y la aportación de un Javi García cada vez más completo. Demichelis llegó para aportar aún más experiencia a una zaga que ya contaba con Kompany, Richards o Clichy. Muchísima garantía en la retaguardia.

Muchos arqueros, quizás demasiados, al mando del Ingeniero Jefe para recuperar el título que perdieron el año pasado en la Barclays Premier League, y sobre todo, para hacer un buen papel en la Champions League, donde hace mucho que se despiden de forma prematura. El tiempo suele darle la razón a los equipos de Pellegrini (véase Málaga y Villarreal), un míster que apuesta fuerte por el talento y que parece el elegido para otorgar al City esa corona europa que reclama desde hace años.

Anuncios